"Una vez conocí a dos hombres que estaban tan completamente de acuerdo que, lógicamente, uno mató al otro"

Lectura destacada

La nueva guerra en el Congo. ¿Hasta cuándo?

El origen de la silla eléctrica, la ocurrencia de un dentista
Compartelo en
Pin It

El origen de este método, tan mortal, se le ocurrió a un dentista y también inventor de Búfalo (EE.UU.), llamado Alfred P. Southwick (1826-1898) en mil ochocientos ochenta y uno.

Por una mera casualidad de la vida, el doctor Southwick contempló la "agradable" muerte de un hombre al tocar un generador. Imagen que quedó grabada en su mente, fue a su consulta y observando el asiento en el que atendía a sus pacientes, creyó que unir la electricidad con una silla, podría ser la mejor opción alternativa a la horca (procedimiento con el que se hacía la pena capital en su Estado). De esta forma y "gracias" a la casualidad de este doctor fue como surgió la silla eléctrica.

La silla eléctrica por Ley
. Después de un extensa controversia, el dentista logró el apoyo del demócrata David B. Hilldel, Gobernador de Nueva York, logrando de esta manera que el 1 de enero de 1889 entrara en vigor una reforma legal que autorizaba el uso de la electrocución.

Año y medio después de ser aprobada esta ley, el preso William Kemmler -condenado por asesinar a su amante, Tillie Ziegler- tuvo el terrible honor de ser el primer condenado a morir en una silla eléctrica el 6 de agosto de mil ochocientos noventa.

Como la primera descarga no acabó con su vida, entre quejidos -mientras que se recargaba la dinamo para obtener más voltaje, su cuerpo desprendía un olor a quemado y se le chamuscaba el pelo- Kemmler debió esperar más de un minuto hasta percibir una segunda y definitiva descarga de dos mil voltios. El espectáculo debió ser tan espantoso que hubo quien dijo que habría sido mejor utilizar un hacha.

Los primeros ejecutados
. El primer ejecutado de la silla eléctrica fue William Kemmler; la ejecución se llevó a cabo en la Prisión Auburn de la ciudad de Nueva York el 6 de agosto de mil ochocientos noventa. La primera mujer ejecutada por este mismo procedimiento fue Martha M. Place, en la cárcel de Sing Sing, también de la ciudad de Nueva York, el 20 de marzo de 1899.

Años más tarde sería Ohio quién asimismo implantaría este procedimiento de ejecución en 1897, seguida de Massachusetts en 1900, Nueva Jersey en 1906 y finalmente Virginia en 1908. En escaso tiempo la silla eléctrica se convirtió en el método más extendido de ejecución en los Estados Unidos, hasta el momento en que a mediados de los años 1950 fue cediendo frente a la popularidad de la cámara de gas que empezó a funcionar en los años 1950.

Fuente(s): teinteresasaber.com

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Copyright © . La Gran Paradoja Todos los derechos reservados. QPlantilla © design by neronsn Acerca del Sitio // Politica de Cookies // Sitemap // Contacto // Ir Arriba