"Una vez conocí a dos hombres que estaban tan completamente de acuerdo que, lógicamente, uno mató al otro"

Lectura destacada

La nueva guerra en el Congo. ¿Hasta cuándo?

Krav magá: ¿Sistema de combate o defensa personal?
Compartelo en
Pin It

Imre Lichtenfeld, conocido también como Imi Lichtenfeld fue un boxeador y atleta israelí, creador y difusor del sistema de combate conocido como krav magá.

Durante la década de 1930 el antisemitismo empezó a fortalecerse en Europa Central y la comunidad judía de Bratislava empezó a sufrir violentos ataques de bandas antisemitas, ante lo cual Lichtenfeld intervino enseñando técnicas de pelea boxística a la colectividad hebrea, con fines de autodefensa. Tras una visita a Palestina en 1935, Lichtenfeld constató que las tácticas de lucha deportiva resultaban muchas veces inútiles para enfrentar la brutalidad de una pelea callejera.

Ante esta situación, Lichtenfeld ideó un nuevo sistema de lucha, carente de reglas y sustentado por unos principios fundamentales de autoprotección y contraataque, que pudiera ser utilizado por cualquier individuo para repeler cualquier clase de ataque físico, dando lugar al krav magá como técnica de combate cuerpo a cuerpo que permitiera al individuo defenderse por sí mismo de modo rápido y efectivo contra atacantes, armados o no, pudiendo usar estas tácticas en situaciones que no le son familiares, o donde tenga movimientos limitados.

El krav magá o kravmagá, que en hebreo significa «combate de contacto», es el sistema oficial de lucha y defensa personal usado por las fuerzas de defensa y seguridad israelíes, conocido en sus comienzos como krav. El krav magá cuenta con muchas técnicas de desarme, y en su práctica se hace énfasis en el combate, en circunstancias fuera de lo común, lo que implica adiestramiento en espacios angostos, o con poca iluminación, arrinconamientos, desde el suelo, defensa en posición de sentado y, sobre todo, defensa en situaciones individuales y grupales de alto estrés y realismo.

El krav magá es un sistema de combate creado y desarrollado para uso práctico en situaciones de riesgo reales. No tiene una vertiente deportiva o competitiva, su efectividad no puede ser comprobada en un tatami o en un cuadrilátero, sino únicamente en un combate real.

Cuenta con muchas técnicas de desarme, y en su práctica se hace énfasis en el combate, en circunstancias fuera de lo común, lo que implica adiestramiento en espacios angostos, o con poca iluminación, arrinconamientos, desde el suelo, defensa en posición de sentado y, sobre todo, defensa en situaciones individuales y grupales de alto estrés y realismo.

No se trata de un deporte de combate ni de un arte marcial tradicional o moderno, y varias de sus técnicas podrían considerarse anti-deportivas, pero esto se debe a que la finalidad del sistema no es obtener la victoria en un combate, sino salir con vida de un enfrentamiento real, haciendo uso de cualquier medio disponible.

También, por esa misma razón, no existe un único programa de enseñanza y evaluación del krav magá, aunque en algunas federaciones se utilice el tradicional sistema grados de cinturones, o tomado del judo, con los colores del karate; para establecer los progresos del practicante.

Cuando Lichtenfeld se retiró tras una larga carrera como instructor de combate en las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI), empezó a enseñar el krav magá a la población. De este modo, el krav magá regresó a sus orígenes históricos como disciplina de defensa personal civil que ha tenido una gran expansión en los últimos años. Su difusión por los Estados Unidos y Europa ha contribuido a enfatizar su vertiente de sistema de defensa personal apto para cualquier persona adulta sin distinción de género, edad o condición física.

Fuente(s): wikipedia.org

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Copyright © . La Gran Paradoja Todos los derechos reservados. QPlantilla © design by neronsn Acerca del Sitio // Politica de Cookies // Sitemap // Contacto // Ir Arriba