"Una vez conocí a dos hombres que estaban tan completamente de acuerdo que, lógicamente, uno mató al otro"

Lectura destacada

La nueva guerra en el Congo. ¿Hasta cuándo?

Los sueños continuados violentos podría predecir enfermedades neurodegenerativas
Compartelo en
Pin It

Los sueños violentos pueden presagiar trastornos cerebrales hasta por medio siglo, de acuerdo a un nuevo estudio. El resultado, divulgado en Neurology, pone de relieve cómo algunas enfermedades neurológicas pueden apoderarse décadas antes de que una persona es diagnosticada. Detectar signos de alerta temprana de la enfermedad puede permitir a los médicos controlar y tratar a los pacientes mucho antes de que el cerebro se deteriora.

Las personas con un trastorno del sueño llamado trastorno de la conducta de sueño REM, o RBD, experimentan un cambio repentino en la naturaleza de sus sueños. Los sueños cada vez se vuelven más violentos y con frecuencia participan episodios en los que actua un atacante. La parálisis muscular normal que acompaña los sueños se va, dejando al soñador, que es más a menudo hombres, de representar el sueño mediante golpes, torceduras y grita. En muchos casos, una persona que comparte cama con el soñador puede resultar herido.

Los médicos solían asocial el RBD como un trastorno aislado. Pero los estudios de seguimiento revelaron que un número sorprendente de estos pacientes desarrollaron posteriormente enfermedades neurodegenerativas, incluyendo la enfermedad de Parkinson y la demencia con cuerpos de Lewy. Las cifras exactas varían, pero algunos estudios encuentran que del 80 al 100 por ciento eventualmente desarrollan un trastorno neurodegenerativo.

"El consenso entre los investigadores es que RBD no es una cuestión de que sucedera, sino de cuándo", dice Carlos Schenck experto en sueño del Centro Regional de Trastornos del Sueño en Minnesota, Minneapolis, que fue uno de los primeros investigadores en describir RBD. "Básicamente, cuanto más tiempo tiene el padecimiento, mayo es la probabilidad de que se convierta en una enfermedad neurodegenerativa".

En el nuevo estudio, el neurólogo Bradley Boeve, de la Clínica Mayo en Rochester, Minnesota, y sus colegas querían saber cuál es el intervalo de tiempo entre RBD y que suceda el trastorno neurodegenerativo. "Conocemos el sindrome pero no sabemos cuanto tiempo pude continuar", añade Boeve.

Boeve y su equipo examinaron los registros médicos de pacientes de la Clínica Mayo para identificar a las personas diagnosticadas con RBD primero y luego con un trastorno neurodegenerativo al menos 15 años más tarde.

De los 27 pacientes que cumplen con los criterios (de los cuales sólo tres eran mujeres, lo que refleja el predominio masculino curiosa de RBD), la mediana de intervalo entre la aparición de los trastornos del sueño y del trastorno neurológico fue de 25 años, encontró el equipo. En seis de estos pacientes, Boeve dice, el trastorno del sueño fue descubierto por su esposa en su luna de miel o poco después. En un caso, RBD precedo la enfermedad de Parkinson por 50 años.

Los investigadores no pueden estimar con qué frecuencia ocurre esto en la población general, ya que los pacientes fueron seleccionados para tener un intervalo mínimo de 15 años entre el inicio de RBD y el diagnóstico de enfermedades neurodegenerativas. Pero encontrar los intervalos largos entre las enfermedades fue inesperada.

"No conocemos con profundidad las manifestaciones clínicas que pueden empezar con tanta antelación, previas a las enfermedades neurodegenerativas", comenta Boeve. "Hay otras enfermedades que podrían informarnos con décadas de una manifestación clínica a otra".

El intervalo de 50-años descubierto en el estudio es un período de latencia "extraordinariamente largo y lento", dice Schenck. "Esa es la gran noticia."

Este intervalo de tiempo trae la esperanza de que una vez que un "agente neuroprotector misterioso y mágico se identifica", dice Schenck, pueda ser usado antes que el cerebro este dañado gravemente. Algunos investigadores creen que cuando los síntomas muestran demencia, ya es demasiado tarde para deshacer el daño.

Fuente: mipropiadecadencia.blogspot.com

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Copyright © . La Gran Paradoja Todos los derechos reservados. QPlantilla © design by neronsn Acerca del Sitio // Politica de Cookies // Sitemap // Contacto // Ir Arriba